" cinódromo: Al servicio de las damas/ Gregory La Cava/ Estados Unidos 1936

miércoles, 21 de septiembre de 2011

Al servicio de las damas/ Gregory La Cava/ Estados Unidos 1936




Comedia screwball de la inigualable Carole Lombard, esposa del también actor Clark Gable y muy llorada por éste cuando ocurrió el trágico accidente de aviación que le costó la vida a la actriz.



En esta simpatiquísima sátira de Gregory La Cava  sobre la alta sociedad, sus caprichos y banalidades de difícil asimilación para el resto del género humano (a no ser que estés enamorado) hay un humor contagioso que resulta refrescante y tremendamente divertido heredado del teatro de variedades americano; la película se valorará no solamente, y sobre todo, por ese surrealismo similar al que se daba en muchas de las situaciones de las películas de los hermanos Marx sino también por una historia de amor distinta y original en donde cabe de todo, incluso la cosa más disparatada ya que lo que La Cava nos cuenta es una total locura en sí misma de la que podría haber sido  hermana de Gruoucho, Harpo y Chico y su happy y apoderada familia neoyorkina residente en la quinta avenida.





Aquí abunda el capricho y la vida alegre y sin preocupaciones. No hay malos sentimientos sino poca, o ninguna, conciencia social ni cercanía con la realidad que rodea esa especie de palacio ajeno a las dificultades de la vida en el que habita y se aburre (aunque a veces hagan cualquier cosa para divertirse, como emprender un juego descabellado que servirá para hacer arrancar la historia) la excéntrica e ingenua, al menos eso es lo que aparenta, Irene Bullock, protagonista de esta comedia; aunque no demuestre esa inocencia que marca su personalidad, y que tan graciosa y encantadora la hacen, por sus resultados con el mayordomo contratado, Godfrey (Michael Powell, un actor que había estado casada con ella anteriormente antes de hacerlo con Clark Gable),  en esa especie de juego divertido (para los que lo realizan), pero con un algo de perverso, en un parque lleno de vagabundos de los que el mismo Godfrey forma parte por motivos personales que nada tienen que ver con su valía como persona sino por un drama del que no logra sobreponerse y que se desencadena por un desengaño amoroso que posiblemente no quiera repetir ahora con Irene, aunque sus sentimientos le empujen a ello.
Lo único que le resta (pero poco, muy poco) a esta espléndida screwball es un final un tanto precipitado y bastante melindroso; un happy end que sorprende no por el fondo, el resultado final, sino por las formas en las que se produce; de cualquier modo eso no deja de hacer deliciosa esta película de La Cava. ¿No ocurría acaso lo mismo en la película Sospecha, de Alfred Hitchcock, a pesar de un  final impuesto e innecesario?



17 Ya han hecho su aportación. Sigue comentando si quieres:

Roy Bean dijo...

Memorable LaCava, y memorable Powell. LaCava le sacaba todo el jugo a los enfrentamientos entre personajes de distintas clases sociales, no sólo en "my man godfrey" que me gusta más que el título en español, también lo hizo en"stage Door" (Damas del teatro)o en "Fifth avenue girl", en la que una muchacha que es encontrada por un millonario, quizás sean sus obras más populares. Deberian ser de obligada visión todas ellas.

Saludos.

Roy

deWitt dijo...

Pues yo confieso que no la he visto, así que después de tu estupenda crítica tomo nota!!

Saludos

Javier Simpson dijo...

Bean: Muy divertidas sin duda esas disputas entre gente de distinta cuna, Bean. Las comedias de La Cava son fresquísimas, muy ágiles en su discurrir. No paran, y el sentido del humor no desfallece. Me recuerdan en algunos aspectos a las de Lubitsch; hay mucha agilidad en los diálogos, mucho ingenio. En La Cava “esa locura” simpática no es tan sutil como en Lubitsch, aunque comparten elegancia.
Un saludo y gracias por comentar, Bean.

deWitt: Se me hizo tremendamente divertida. Pasé un rato de lo más agradable. Cine clásico del recomendable… vamos: yo lo recomiendo sin duda.
Un abrazo, compi ;-)

David Amorós dijo...

Pues como deWitt no he visto la película y creo que me gustaría, sobretodo para momentos en los que quieras disfrutar de una película sin demasiadas pretensiones y cierta ligereza. Por cierto, me ha sorprendido muy gratamente escuchar en la página de un gallego una canción de Manel. Un abrazo.

Sese dijo...

No recuerdo haberla visto, pero sin duda será una gran película, ahora mismo sólo recuerdo de La Cava la muchacha de la quinta avenida, y por lo que leo por ahí deben ir los tiros

Saludos

Mario dijo...

Tampoco la he visto pero suena muy bien, una comedia siempre se hace disfrutar, sobre todo con el espíritu de los clásicos, era toda la época donde rondaba toda la corriente socialista que nunca ha de faltar de cierta forma pero en esos años estaba exaltada con el aire romántico y utópico, y suena a cuento de hadas lo cual lo digo en provecho de esa libertad tan plausible de antaño. Me anoto la película y a ver si tengo más suerte de disfrutar del director Gregory La Cava. Un abrazo.

Mario.

daniel dijo...

Vaya, una comedia asi me hace falta ver, tras tanto drama en mi cabeza jeje... Un saludo javi.

Einer dijo...

Tampoco la he visto, pero generalmente este tipo de comedias no me suelen hacer mucha gracia. A ver si con esta hay más suerte.

abril en paris dijo...

No la he visto pero tiene una pinta buenisima.
Me gustó de LaCava Damas de teatro, una pelicula coral donde destacan Ginger Rogers y por supuesto Katharine Hepburn.
Éstas "comedias" locas te hacen pasar un momento divertido son ligeras pero muy bien llevadas con elegancia como tú apuntas..sin llegar a Lubitsch pero con ese estilo.
William Powell era ideal para éstas historias.
Lo de los finales happy-happy impuestos ya viene a ser el mal que soportan más de una pelicula por causa de los estudios y su idea de lo que quiere el público
El tiempo en algunos caso les ha quitado la razón pero así se han quedado grandes films y ya no los imaginamos de otra forma..
Aunque siempre deseariamos ver otro alternativo :-)
Buscaré la peli.

Un besito :-)

Javier Simpson dijo...

David: Es una ligereza no carente de brillantez porque es una comedia que tiene su calidad.
Sese: Sí, La muchacha de la quinta avenida es también muy divertida y tiene el mismo estilo, muy parecido.
Mario: Es cierto, en los 30 muchas de las pelis, también algunas comedias, estaban politizadas en el mensaje que querían dejar: había una lucha de clases en su idiosincrasia… acaso en “Que bello es vivir” no había algo de eso? El banquero canalla que roba literalmente el dinero de la comunidad, ambicioso a más no poder (eso suena, sobre todo en estos tiempos jodidillos que corren! ;-/ )
dani: Una peli así te puede ayudar a solucionar ese pequeño problemilla, dani ;-)
Einer: A mí me resultó bastante graciosa. No es humor exactamente, es una comedia de situaciones muy simpática, con un toque surrealista muy divertido.
Abril: Sí, tienen bastante de Lubitsch en su estilo, aunque los diálogos de las del director alemán eran magistrales, insuperables.
Powell está perfecto para el papel y Carole Lombard lo mismo. Hacen una gran pareja… simpatiquísimos; mantienen una relación de lo más original.
Un saludo David, Sese, Mario, dani, Einer, abril y gracias por comentar. Hasta la próxima, amigos.

Javier Simpson dijo...

Se me había olvidado comentarte, David, que Manel me parece un grupo con un gran encanto. Me da igual que sean catalanes ;-P

Un saludo.

Worc dijo...

Es la película prototipo que me suele gustar. Las screwball comedies son en general una buena opción para pasar un buen rato y a veces te encuentras con grandes obras como me pasó con Sucedió una noche de Capra.

Un abrazo.

Sidhe dijo...

Yo tampoco la he visto, así que en breve me pongo a ello, muy buena reseña Javi, siempre acertando a la hora de sugerir pelis :).

Ahora que comentáis Sucedió una noche, hace tiempo que no la veo y es una de mis pelis favoritas.

¡Un abrazo!

Javier Simpson dijo...

Sucedió una noche es de las mejores screwball. Entretenidísima.
Gracias por pasarte, Sidhe. Si te pones con ella y te gusta el género no creo que te defraude. Ciao y gracias de nuevo ;-)

Susan lenox dijo...

Película preciosa, inmensa Carole Lombard, es de mis preferidas.


Petons.

Roswell dijo...

En la Wasabi Manor ya la hemos visto, y, como sabes, nos ha encantado...¡divertidísima y muy ácida, sí señor!

Me apunto el género de las Screwball Comedies, seguro que paso buenos ratos.


¡Saludos, Javi!

Javier Simpson dijo...

La verdad es que es un género del que se disfruta muchísimo, muy divertido. Ya contarás si ves alguna y qué te pareció.
Un saludo y hasta la próxima.