" cinódromo: Super 8 / J.J Abrams/ Estados Unidos 2011

domingo, 21 de agosto de 2011

Super 8 / J.J Abrams/ Estados Unidos 2011



Claro homenaje al cine de Steven Spielberg, que la produce, y a todas aquellas películas de gran frescura y fáciles de ver que siguieron la estela del maestro autor de títulos tan emblemáticos como ET, el extraterrestre, En busca del arca perdida o Encuentros en la tercera fase, por nombrar algunos de los films más conocidos de los 80 o muy cercanos a esa década dorada de su cine, una de ellas. En este homenaje de J.J. Abrams nos encontramos con muchas de las características que forman parte del estilo inconfundible de este creador de ilusiones vistas con los ojos de un niño. La inocencia hará evocar emociones de asombro típicas en una edad en la que todavía se está formando gran parte de lo que serán nuestras personalidades. Ya con el simple título nos damos cuenta de tal homenaje: Spielberg rodó sus primeras imágenes de ficción con una cámara Super 8 igual que la que usan los niños de la película para hacer su aproximación al cine de zombies y tomar los primeros contactos con la cámara y las imágenes, igual que hizo Spielberg en su momento. No fueron exactamente homenajes los que hicieron directores que cayeron bajo la influencia tanto de Spielberg como de George Lucas, cuya productora de efectos especiales (magníficos) trabajó para la película, como John Landis, Joe Dante o el mismo Tom Holland en alguna de sus películas de género de terror, sino que fueron disciplinados discípulos, más o menos confesos, que siguieron un camino iniciado por el maestro y que llenó de espectadores ávidos de aventura e historias extraordinarias los cines de medio planeta. Es por ello normal que en este homenaje se aprecien cosas de películas como Los Goonies en esas relaciones de amistad y compañerismo de unos niños unidos por la aventura y con un parecidísimo sentido del humor, Noche de miedo, o la misma Gremlins, en la recreación de ese misterio y su equilibrada evolución, y que siguieron mucho más allá de los 80 hasta reconocerse en otras películas tipo Destino final producida más de 20 años después. Pero si Super 8 tiene aspectos de estos directores es imposible que no los tenga del maestro. La película es muy parecida a ET, el extraterrestre y a Encuentros en la tercera fase. De hecho los malos de ET salen del mismo lugar que los de Super 8 y hacen las cosas de un modo muy parecido, y los buenos, chicos incluidos, y familias que los quieren más que a nadie en este mundo, se zafan de los malos y actúan como lo hacían los protagonistas de ET. Ese es otro de los rasgos característicos del estilo de Spielberg que recrea Abrams en su película-homenaje: la importancia de la familia y  el marcado sentimentalismo en las relaciones, muy humanas y enternecedoras… ¿a quién no se le humedecieron los ojos en la relación que  mantenía ET con su amigo y niño cuidador? El encuentro de ese niño con su padre y las emociones que salen a flote son parecidas a las que manifiesta el policía padre del niño protagonista en Super 8. Y es que Spielberg gestionaba muy bien el lado emocional y en este buen homenaje también se cuida ese aspecto.
La película es esencialmente de género fantástico y de aventuras. Hay misterio y algo de acción desarrollada con un ritmo acertado; tiene también una especie de hipnotismo que aparece por la perfecta sincronización de la música y las imágenes; esto hará que el espectador sucumba a la emoción que el director, igual que hacía Spielberg, quiere crear de una forma totalmente inducida y planificada. Al ser de género fantástico y recurrir a elementos  poco cotidianos, rozando, o llegando a tocar plenamente, lo inverosímil, hará que la historia sea más bella desde su plasticidad. Esto no hará que la parte más real o la temática a desarrollar se eclipse o estropee. Los encuadres, el ritmo, la acción o la iluminación hacen avanzar tanto los momentos de clímax como cambiar su discurso. La iluminación, concretamente, matizará a los personajes individualmente. No sólo los diálogos, acciones o movimientos lograrán crear ambientes sino esa iluminación individualizada. Hay un equilibrio entre lo técnico y lo artístico en las películas de Spielberg, aunque en Super 8 la parte técnica esté más desarrollada; aquí tiene mucho que ver la digitalización y el excesivo uso de ella en las escenas de acción. Los personajes infantiles suelen tener algún tipo de problema o conflicto o tienden a aislarse, en Super 8 hay una tragedia familiar que marca al niño y al padre. Eso hará que su mundo interior sea rico de contenidos y que sean niños especiales, muy enternecedores y que se sienta gran empatía por ellos. Los diálogos suelen ser muy clásicos y de naturaleza escénica en esos momentos en los que hay que recrear atmósferas, acciones físicas o estados anímicos. Con detalles simples hay información suficiente y útil sin la necesidad de recurrir a diálogos interminables y aburridos o a largas tomas insufribles. El uso de los planos y los movimientos de cámara (se pasa de un plano largo, o mendio-largo, a uno más cercano, incluso primer plano muy detallado) se hace para resaltar lo que sucede en una escena. La técnica Spielberg la usaba mecánicamente y Abrams es un fiel discípulo en ese sentido; eso le servirá para la planificación más certera de muchas de las escenas. Y una cosa más a destacar es que los datos que se ofrecen los irá retomando para hacer avanzar la trama y  crear complicidad y guiños con respecto al espectador (el niño pirómano y su afición a quemar todo lo que le apetece, el trágico accidente de la madre del niño protagonista, el físico del dueño de la cámara que quiere hacer la película o la aparente lentitud de reflejos del que parece mayor del grupo y lleva gafas, etc), con ello hay una clara intención de hacer identificar al público con el personaje en cuestión. Y por último comentar que el alienígena, versión similar a la de ET, pero con algo más de mala hostia por motivos más que comprensibles y justificables (se las hicieron pasar muy jodidas al pobre bicho), es un simpático mcguffin para contarnos esa historia de amistad y familia con bastante sentimiento, muy bien representada, como lo hacía el maestro Spielberg.


 


Estreno Cine

33 Ya han hecho su aportación. Sigue comentando si quieres:

Ariadna dijo...

Esta tarde la veré! A ver qué tal, ya escribiré aquí con mi opinión.

Javi dijo...

Hola, Ariadna. Si te gusta el cine de Spielberg, sobre todo el de los 80, y sucedáneos, creo que podrás disfrutar bastante de esta peli. Un abrazo y pásalo bien, vayas o no a verla ;-)

Antonio de Castro dijo...

Aún no la he visto, pero después de leer tu reseña tengo curiosidad y ganas de volver a sentir, en la medida de lo posible, lo mismo que al ver en su día aquellos clásicos de Spielberg.
Un saludo.

Isabel dijo...

Entonces la veré, me estaba dando pereza, la verdad, me gustaron en su tiempo este tipo de películas, pero cuando las han repuesto en la tele y he tenido ocasión de verlas, uff..
Saludiños.

Worc dijo...

Un homenaje a Spielberg, otro más para el maestro del show-business de parte del que etiquetaron ya hace tiempo como su sucesor...qué ganas de comparar. Lo cierto es que yo siempre los he visto diferentes dirigiendo, sobre todo se nota que Abrams tiene un estilo más actual mientras Spielberg repite una y otra vez la fórmula del éxito con más o menos fortuna, siempre fiel a un estilo prodigioso y comercial, el cine que a mi me pone. Espero que está peli llegué a marcar a los niños de esta generación como nos marcaron a nosotros esas que has comentado como Los Goonies, ET o Gremlins, entre muchas otras. A ver si no tardo mucho en ver Super 8, y a ver si puede ser en el cine.

Un abrazo y excelente post Javi.

abril en paris dijo...

Tambien la he visto y creo que estoy de acuerdo con casi todo lo que dices..salvo que las emociones que en su dia nos embargaron al ver E.T o los Goonies no son las mismas ni pueden serlo. Nuestra mirada de niños o adolescentes es la que marca la diferencia pero ésta Super 8 es un buen trabajo y homenaje a todo ese cine fantástico.
Me ha gustado desde luego, no te defrauda pero claro ya no te sorprende.
Ahora son los niños de ésta generación quienes tienen la palabra pero de todas maneras tambien pueden ver los clásicos y entender porqué nos gustan tanto.
Una reseña muy buena.
Un saludito Javi :-)

deWitt dijo...

Pues fíjate que esta sí es una película que me apetece ver, quizás para recuperar un poco de ese espíritu "goonie" y similar que tanto me gustaba (y me gusta). Después de leer tu reseña la cita es obligada!

Un saludo

Mario dijo...

Me parece una buena película pero muy lejos de ser una obra maestra, lo que está claro es que maneja bien sus recursos y su estructura está bien en control, sabe a lo que va y tiene mucha consciencia de lo que explota, mucha nostalgia y con los valores a toda luz, la inocencia del primer amor, la banda de amigos con una imagen asociativa, la pasión por el cine, la aventura y un poco de sci fi bien distribuido con buena dosis de suspenso. Un final feliz a toda prueba y pequeños actores muy simpáticos. Un abrazo.

Mario.

ricard dijo...

Sin duda es una buena película con muchos momentos de gran cine. Pero su clara intención de homenajear el cine de Spielberg de hace treinta años o las series B de ciencia-ficción de los cincuenta encorsetan demasiado la propuesta.

BCNdays dijo...

A mi también me ha gustado mucho el espíritu que evoca Super 8 aunque creo que el guión flojea bastante una vez ya se destapa el secreto de la película. De todas formas es una gran película para disfrutar, revivir las películas de nuestra infancia y pasar muy buen rato. Por cierto, la BSO es espectacular, Giacchino es un genio. Un abrazo!

daniel dijo...

Aun no la veo, lo haré pronto; pero estoy seguro que me gustará. Spielberg rara vez me decepciona.
Un saludo Javi.

Javi dijo...

Antonio: Creo que ese fue el objetivo de Spielberg y del director: hacer emocionarse a los niños, sobre todo, como lo hicieron en los 80. Un saludo y gracias por pasarte, Antonio.
Isa: Sí a mi me pasó algo parecido. Hace no mucho vi Los goonies y lo que sientes no es lo mismo. De todas formas a esta le doy el mérito de ser un muy buen homenaje. Un abrazo.
Worc: Lógicamente Abrams es más director actual que Spielberg. Los efectos están mucho más logrados y se quiera o no tiene otras influencias que se ven, aunque no resalten tanto como las que están por ese ya muchas veces comentado homenaje. Un saludo y gracias por pasarte, Worc.
abril: Todo lo contrario, abril. Igual me expliqué mal. Quise hacer entender que Abrams en su película hace sentirnos cosas muy parecidas a lo que sintieron en su momento la gente que vio las de Spielberg y pelis de otros directores que tenían un estilo muy parecido. Gracias por tu aportación y por tus palabras. Un abrazo.
deWitt: No creo que te defraude si ese es tu objetivo principal, deWitt; aunque uno ya no tiene la misma edad que cuando vio aquellas pelis y posiblemente se experimente otra cosa. Aún así yo valoro bastante lo que ha hecho Abrams. Un saludo, deWitt.
Mario: A obra maestra es complicado que llegara ;-) Después de todo no deja de ser una especie de copia más o menos lograda, que es lo que vienen siendo los homenajes… aunque se pueda introducir elementos más o menos personales. El final es ET totalmente ;-D Un saludo, Mario.
ricard: Totalmente de acuerdo con tu apreciación. La sensación de producto muy bien facturado y hecho, sin imperfecciones formales, aunque los tenga de continuidad en el guión, o no sean del todo perfectos, hacen de la peli un producto algo así como lo que dices: enlatado y servido para consumir con satisfacción. Un saludo, ricard.
BCN: Sí, su espíritu, y ese era un objetivo claro, es muy similar; por eso es un proyecto, a mi modo de ver, que cumple con lo que pretende y queremos todos. Un abrazo, BCN.
dani: Entonces no creo que lo haga ésta. Me da a mí que disfrutarás. Un saludo.

GCPG dijo...

Pues no sé... Aquellas películas de los ochenta tenían un apriori que esta no tiene: mi edad.

Debo admitir que el trailer me echó bastante para atrás. Me da un no sé qué cuando presentan al productor antes que al director. Es más, que ocurre eso cuando presentan al productor. Y admito también que tuve que mirar Internet para ver quién era el tal J. J. Abrams, vinculado al mundo televisivo y con escasos saltos a la gran pantalla de escaso relieve (esto no es un demérito, sólo analizaba su trayectoria, labrada a base de mucho trabajo en el subsuelo de este mundillo).

No obstante, después de leerte, me asomaré, con la mirada lo más limpia que pueda, a este producto adolescente pero, al parecer, fresco.

Saludos, Javi. Una entrada magnífica, como siempre.

Anónimo dijo...

Hola, Javi, soy Emilio de cinemafilmesclub, te escribo como anónimo, porque no me deja identificarme con la cuenta de google. Desde que bloger cambió su aspecto estánn fastidiandome, te dije que iba a probar cambiar el aspecto de tu página en mi blogroll, pero esperaré a dominar esto. He acabado las vacaciones, pero estuve algunos días con las mudanzas y no he tenido todo el tiempo que desearía para los blogs, de todas formas este año estaré un poco distante, intentaré escribir de vez en cuado y reduciré mis entradas en el blog, del orden de una mensual.
En cuanto a la entrada, pues, este verano aún no he tenido oportunidad de ir al cine, pero esta es una de las pelis que quiero ver, porque mi juventud es la época en la que Spielber estrenaba sus taquillazos, y me he visto envuelto en todo su cine de aventuras. También tenía preparada una entrada sobre E.T, que creo que marcó una época... y por lo que he oído en muchos sitios y he visto en tu entrada, los tiros van por ahí. Gracias por la entrada. A ver si voy a verla ahora que está en cines. Un saludo.

Javi dijo...

Gourmet: Ese es un factor básico que ya comenté, Gourmet: no tenemos la misma edad y lo que nos pareció entonces no será lo mismo por muy bien que esté hecha la peli. Podemos recrear aquella época, pero hasta ahí… aunque haya maduros muy niños todavía en ese sentido, esos tal vez la disfruten más. Abrams viene de la tv; de hecho es responsable de una de las series más populares de la última década: Lost.
Un saludo y gracias por tu comentario, Gourmet.
Emilio: Una putada, Emilio. Ya me comentó Isa de Pelicuario que tenía problemas de vez en cuando también; a mí me pasaron cosas raras con el blog, pero ahora parece que marcha. A ver si dura ;-/
Una pena que te veamos menos a partir de ahora. Una por mes va a ser algo poco, la verdad, por lo menos para mí; siempre fue un placer leerte, ya sabes, pero las obligaciones a veces mandan. Espero que te vaya bien en tu nueva casa y que la disfrutes. Nos seguimos leyendo, amigo, un saludo y gracias por pasarte. Aquí siempre se te recibirá bien. Ciao, Emilio.

@ngel dijo...

La verdad es que cuando vi el cartel de la película me vino enseguida a la mente los clásicos que comentas y que sirvieron para atraer a toda una generación al cine de aventuras con protas de nuestra edad en aquellos tiempos. Esperemos que la generación de ahora le llame la atención como poco porque creo que igual están un poco saturados de tanto cine de superhéroe que la verdad en algunas ocasiones carece de guión bueno, saludos!!

Javi dijo...

Sí, @angel, ahora el cine de superhéroes es la moda en este tipo de cine más bien comercial (y no lo digo peyorativamente); esa moda ya dura bastante y parece no terminar nunca (hay cosas de calidad y que me gustan bastante, como El caballero oscuro, Spiderman –la de Raimi- o Iron man a pesar de ser de un tal Fevreau que ni idea de quien es ese tío; pero también hay cosas lamentables). En ese sentido una peli como ésta es como aire nuevo, aunque sea un homenaje ochentero. Para los que son muy jóvenes eso está más que claro, para los que ya tenemos cierta edad, y que en los 80 éramos unos niños, eso de recordar nostálgicamente es agradable y emociona un tanto. Un saludo, @angel, y gracias por tu comentario.

ethan dijo...

Puede caer esta semana, espero mejor a verla y luego vuelvo a visitarte.
Saludos!

Javi dijo...

Espero que la disfrutes, Ethan. Un saludo...

David Amorós dijo...

Pues estoy de acuerdo en que es una película muy digna, que vuelve a un tipo de cine que ya no se hace y que su único handicap es encontrara a un espectador predispuesto a tener la inocencia que se requiere para disfrutar el film. Un abrazo.

Javi dijo...

Sí, está claro que se hizo con un propósito claro y es digna y honesta por eso: porque no engaña y se cumplen las expectativas con las que se dio a conocer. Vamos, que sabes lo que vas a ver y no defrauda, esa es la sensación que me quedó a mí. Un saludo, David. Gracias por pasarte.

@ngel dijo...

Me alegra que te gustara Fase 7 ,tiene su puntazo eh? ,saludosss!

Outsider. dijo...

Muy buenas javi Gracias por tu comentario en mi blog siento el retraso pero mi ordenador a muerto escribo desde el ordenador de mi hermano me gusto la película y me parece que hicieron muy bien por que el sello de spielberg ya no era sinónimo de calidad para mi despues del fracaso de la serie Falling sky que tambien hizo de productor el principio de la película esta genial ya que no se muestra al moustruo hasta el final y fijate en esta película los hijos se parecen a los padres que detalle. un saludo.

David C. dijo...

Veo que siguen los buenos comentarios para la película. Me ha llamado la atención.

Javi dijo...

@ngel:Y tanto. La peli tiene mucho encanto y se cuenta con un desparpajo envidiable. Muy buena, @angel. Gracias por pasarte.
Outsider: Siento lo del ordenador; espero que lo arregles pronto y que no te cueste demasiado dinero que la cosa no está como para muchos despilfarros. La peli está muy bien, aunque a mí no sea el tipo de cine que más me gusta; pero como recreación de aquel otro cine, sí que es muy meritoria. Un saludo, amigo, y gracias por comentar…
David C.: Es recomendable, y si entras por el aro de aceptar ese estilo de hacer cine sin demasiado ojo crítico, muy Spielberiano ochentero, te podrás divertir. Un saludo, David C.

ethan dijo...

Pues ya la he visto y me ha parecido algo desigual, ya me explicaré con más detalle, pero un ejercicio nostálgico como este no salva la preocupante falta de ideas que hay en el cine actual, y eso que tiene cosas buenas (pocas).
Saludos!

Javi dijo...

Sí, algún que otro bajón tiene y al alienígena se le podía haber sacado más partido; no es que su presencia estropee la peli, para nada, sólo que es un macguffin como la copa de un pino: hace avanzar la peli, sin más, para darle ese punto de fascinación necesaria... crea, de algún modo, atmósferas, y eso, después de todo, tiene su importancia, pero no la misma que si se le hubiese dado otro tratamiento y más relevancia.
Un saludo, ethan. Gracias por comentar.

Ariadna dijo...

Por fin pongo mi opinión sobre la peli! Me gustó bastante, por lo de la nostalgia y la mirada a los 80. Yo también crecí con este cine, mis padres me llevaban a ver todas las películas de Spielberg y me lo pasaba en grande. Llevo una época muy nostálgica, recuperando todas las series y pelis que vi en mi infancia y adolescencia, y casi ninguna me decepciona cuando las vuelvo a ver, así que sigo teniendo, en parte, esa mirada juvenil, debe ser que no he madurado mucho con la edad, jaja. Excepción: Los Goonies. Cuando la volví a ver me pareció malíiiiiisima! Pues eso, que me gustó Super 8, aunque el argumento es bastante simplón, y el extraterrestre no era tan adorable como ET, pero bueno... Eso sí, la escena del accidente de tren, impresionante.

Javi dijo...

Sí, Ariadna, esa es la sensación que me da a mi con pelis como Los goonies. Creo que si la volviera a ver ahora me decepcionaría bastante como película, aunque la pudiese disfrutar de otro modo: recordando cosas que con las peli seguramente me vendrían a la cabeza.
Me alegro que te haya gustado Super 8. Es una peli, como dicen algunos: con un espíritu virtual bastante detallado en eso de recrear aquellas de los 80 tipo Los goonies o ET.
Un saludo y gracias por comentar.

Daimesa - Tiendas Muebles dijo...

A mi super8 me parece un quiero y no puedo. Un intento de aproximarse al espíritu de películas ochenteras del estilo ET o los Goonies, pero se queda en eso, en un intento.
La historia está manida hasta más no poder y los personajes de los niños son arquetípicos hasta la nausea: el gordo listillo, el pequeñajo cabroncete, el prota que acaba de sufrir una desgracia y la chica guapa.
Entretenida es, pero desde luego, cualquier comparación con las ya mencionadas ET, los Goonies o Cuenta Conmigo, por ejemplo, es un auténtico insulto.

Javier Simpson dijo...

Hola, Daimesa. Yo veo diferencias entre las que mencionas y ésta, de hecho prefiero esas ochenteras a Súper 8 (excepto Los goonies), pero esas diferencias para mí no son tan grandes. Súper 8 me pareció entretenida y válida.

Un saludo y gracias por comentar.

Madridista dijo...

Super - 8 una pelicula que realmente te hace recordar viejos tiempos, y no defrauda, me gusto un monton y la volveria a ver muchas veces más. Un exito.

Javier Simpson dijo...

Yo creo como tú que ese aspecto nostálgico está conseguido y la peli entretiene,aunque le sobre alguna que otra cosa y no consiga todo el encanto que tenían aquellas pelis de los 80 a las que le rinde ese merecido homenaje, muchas de ellas del midas Spielberg.

Un saludo y feliz Navidad, Madridista...y te lo dice un culé ;-D