" cinódromo: American gigolo/ Paul Shrader/ Estados Unidos 1980

lunes, 18 de julio de 2011

American gigolo/ Paul Shrader/ Estados Unidos 1980




        Paul Schrader es uno de los mejores guionistas de las últimas décadas. Entre su material hay títulos tan importantes como La última tentación de Cristo, Toro salvaje, Taxi Driver (las tres de Martin Scorsese), La costa de los mosquitos o el expreso de Corea. Como director es más irregular y mezcla títulos sin demasiado interés, como El exorcista: el comienzo (2004), con obras más redondas como ésta que me ocupa, American Gigolo, o la magnífica e impactante Aflicción, protagonizada por un atormentado Nick Nolte, un drama que retrata con pulso firme la violencia y la tristeza que queda cuando aquélla es reprimida, pero que forma parte inherente de algunos hombres y el medio familiar en el que vivieron (muy recomendable esta película)




       Entramos en los años 80 y la sociedad va cambiando de gustos. Los vaqueros con campanas de los primeros 70, o las crestas punk de los últimos años de esta década dan paso a las chaquetas con hombreras y ropa pretendidamente elegante inspirada en el pop británico, donde los nuevos románticos empezaban a hacer acto de aparición. En este ambiente de inspiración pop (la música de Giorgo Moroder, nuevamente, - Ya hablé de él en la reciente entrada Sueños eléctricos ayuda lo suyo) es donde se mueve  Julian (Richard Gere). Aquí Gere es muy joven y su aire de chulo canalla, pero con buen fondo, le sirve muy bien a Paul Schrader para desarrollar el personaje protagonista de la cinta: personaje elegante que se sabe mover bien en los círculos de familias adineradas, donde las esposas mayores de los hombres con poder, y ricos, desahogan sus deseos. El es el encargado de satisfacerlas sexualmente, ya que ese es su trabajo, pero también de divertirlas en su vida social.
En ese mundillo Julian es el mejor y es requerido constantemente por la Madamme que lo introdujo en el negocio, una mujer rubia y madura que tiene a su cargo un negocio muy rentable de prostitución de lujo; es de ella de la que Julian se viene desmarcando desde hace tiempo  porque cree que se aprovecha de su trabajo y no recibe todo lo que él cree merecer. También le da trabajo de vez en cuando un amigo de color y homosexual (y digo esto sin ningún tono peyorativo, tan sólo es para describirlo y darse cuenta de quien es cada uno), aunque siempre que Julian acepta un encargo de él le cobra sin ningún problema una comisión demasiado alta, con lo que nuestro protagonista no despierta demasiadas simpatías entre mucha de la gente que vive del negocio del sexo.

 

       
Spoiler (No leer el spoiler en color azul para no descubrir partes de la película)
       Es trabajando en un restaurante de lujo de la ciudad cuando Julian conoce a la esposa de un político local famoso, Michelle, interpretada por la entonces modelo Lauren Hutton. En una especie de malentendido inician una conversación muy sugerente con dobles significados que resulta  simpática, y  que está llena de sensualidad. En dicho diálogo Julian trata de aparentar que se encuentra allí trabajando para quien solicite sus servicios de intérprete, le dice a Michelle que habla 4 o 5 idiomas y que ese es uno de sus trabajos. Michelle, después de cruzarse con el hombre unas cuantas frases ambiguas, con media sonrisa de complicidad no correspondida todavía  por Julian, pero que se sospecha, le pregunta directamente cuánto cobra por acostarse con una mujer. A Julian parece haberle sentado mal el comentario, y más dicho tan directo, con lo que, con educación, se despide de ella diciéndole antes que se ha equivocado. /Fin Spoiler (Ya se puede seguir leyendo sin problema)


      Los personajes principales de las películas y  guiones de Paul Schrader  sienten una atracción casi enfermiza por el pecado. En American Gigoló, Richard Gere vive cómodo y sin demasiadas preocupaciones de tipo moral. La suya es una vida sofisticada de lujo, fácil, como la que cualquier hombre que se dedicara a la prostitución de lujo pudiera tener. Muy distinta es la visión de esta profesión que se nos muestra en otra gran película: Cowboy de medianoche, en la que Jon Voight, que interpreta al gigoló, sí tiene unos principios que le hacen renunciar a muchos de los vicios o comodidades que este estilo de vida pudiera traer consigo, y a esto se une su evidente inocencia que no sirve demasiado para el trabajo que quiere hacer, aunque también es cierto que en Cowboy de medianoche el gigoló no tiene tanta suerte como la que tiene Gere en American Gigoló; en ésta Gere está introducido en ese mundo de una forma pensada, inteligente; el protagonista se sabe mover como pez en el agua en esos ambientes porque a pesar de ser un hombre aparentemente insensible y materialista, no deja de ser listo.

Spoiler (No leer el spoiler en color azul para no descubrir partes de la película)
Hasta que le tienden una trampa con asesinato incluido, y esto complica su situación.
Con este problema que surge en la vida de Julian las cosas empiezan a cambiar de rumbo. Ahora ya no hay la placidez ni despreocupación que la vida frívola favorece y sí un via cruzis que le lleva a una consciente redención, y es la mujer del político de la que se enamora la que lo ayuda  no sólo a superar su problema con la justicia (en un final muy emotivo declara a la policía que Julian no había podido ser el asesino de la mujer porque esa noche habían estado juntos, y con esto rompe con su anterior vida de matrimonio con un político prestigioso), sino también a abrir los ojos e intentar cambiar. Cuando se produce un cambio sustancial en Julian, hay una escena de renuncia muy sugerente entre él y la mujer del político, en la que Richard Gere, ya a punto de ser detenido por su presunto delito, le dice a Michelle que se olvide de él, que lo deje y siga su vida, a pesar de sentir lo que siente por ella. Aquí se da cuenta de que hay algo que le importa realmente en su mundo y no quiere arrastrarla con él por los pecados cometidos; la considera demasiado pura e importante para él; pero Michelle lo quiere realmente y no puede consentir una injusticia como la que le están a punto de cometer con Julian /fin spoiler (Ya se puede seguir leyendo sin problema)




       El ritmo de la película es pausado en su justa medida, tranquilo, va fluyendo sin demasiados saltos ni giros vertiginosos. Aunque en ocasiones hay un estilo abigarrado por la mezcla de ambientes que se enseñan en el film, se pasa del lujo de la vida de la gente con dinero a ambientes más urbanos de ambiente homosexual que describen la vida de uno de los amigos de Julian (el hombre de color gay que le da ciertos trabajos de vez en cuando), en general se percibe más bien una vida sofisticada, de ropa exclusiva, coches de marca y hoteles de cinco estrellas donde es difícil entrar en su restaurante si no tienes mucho dinero o si no eres famoso.

      Una escena: Gere hace ejercicio en su casa mientras practica sueco para salir con una de sus clientas. Segundos más tarde se ve muy elegante, con su traje a medida y muy peinado; el estilo de vida del gigoló de lujo está perfectamente expresada.

      Antes de Richard Gere se manejaron otros nombres para hacer el papel de protagonista como Christopher Reeve (era la época de Supermán) o John Travolta. Éste dio marcha atrás finalmente cuando estaba a punto de firmar porque quería tener control sobre el montaje final. Travolta no debe ser un actor muy fácil. Ya Polanski tuvo problemas con él en otro proyecto.
       El éxito de taquilla fue considerable: 23 millones de recaudación en USA; el film costó 5 millones.
       El tema principal de la banda sonora, “call me”, de Blondie, fue un gran éxito de este grupo representante en USA de la llamada New Wave.

28 Ya han hecho su aportación. Sigue comentando si quieres:

Lala dijo...

Hola javi. Ya estoy de vuelta de vacaciones. Muy buen post, me gusta lo bien que esta comentado. Esta película me parece muy acertada, un gigolo en plenos 80. Estoy de acuerdo contigo en que es mejor guionista que director. Esta película se salva, aunque no es un peliculón, esta muy acertada en vestuario, localizaciones y en el protagonista, donde Richard lo hace bastante bien, pese a mis reparos con este actor, reconozco que en esta película se mete muy bien en el papel.

Un besote

Raül Calvo dijo...

El mejor Schrader termina en los 80, pero todavía es capaz de ofrecer buenos títulos. Creo que Dominion, la precuela de El Exorcista es bastante interesante, más si la comparas con la de Renny Harlin. Desenfocado es también un título muy logrado. Pero el Schrader de American Gigolo, el beso de la pantera o Hardcore es realmente impresionante.

Por cierto, El expreso de Corea (Rolling Thunder), dirigida por John Flynn, no trata sobre un tren. Para los que no conozcan la película: se trata de la historia de un veterano de guerra manco que se lanza en una misión de venganza, una película muy interesante que puede tiene algún punto en común con Taxi Driver.

Lillu dijo...

A mí Richard Gere no me transmite demasiado, pero es cierto que gracias a esta película comenzó a fraguarse su leyenda de icono sexual en los ochenta. Es una peli interesante, con un guión muy trabajado, aunque también coincido en que Schrader es mucho mejor como guionista que como director.

saluditos

daniel dijo...

Pues como guionista Schrader es un verdadero maestro. Me encanta su trabajo en Toro Salvaje. Como director en realidad no lo conozco mucho. De American Gigolo habia escuchado criticas interesantes, pero no suficientes para echarle un visionado. Tras esta reseña me animaré a echarle un ojo, aunque Richard Gere no sea de mis actores predilectos.

Un saludo Javi.

Sese dijo...

Buena película, que la asocio, no sé por qué con Sin aliento (que creo que es un remake un una peli de Jean Paul Belmondo, no?)

SAludos

Javi dijo...

Lala: Bienvenida, Lala. Espero que hayas disfrutado de las vacaciones. Nunca vienen mal. A mí me parece una película bastante buena de Schrader. Yo también pienso que es mejor guionista que director, pero hay pelis de él muy recomendables como ésta, Aflicción (mejor que algunos de sus guiones. Peliculón) o Desenfocado, que me sorprendió bastante. Amercian gigoló recrea muy bien esos ambientes y el guión es una pasada. Yo tampoco soy de Gere demasiado, me ocurre parecido al fenómeno Ton Cruise, pero aquí y en Oficial y caballero me convenció y está bien. Creo que a este actor hay gente a la que le tiene tirria por su aspecto de chulito guapererillas (en el papel que hace en esta peli encaja), pero si eres más objetivo no es un mal actor… sin llegar a estar entre los grandes, eso también es cierto. Un saludo, Lala. Ya me paso por tu blog en cuanto me sea posible.
Raül: No he visto El expreso de Corea, pero está apuntada; a ver si la puedo conseguir. Totalmente de acuerdo con tu valoración sobre esta peli o sobre otras de este director como Desenfocado. Schrader planifica muy bien y eso se nota en los resultados que tienen que ver con las ambientaciones de sus Films; el ser un gran guionista tiene mucho que ver. Creo que un buen guión es parte fundamental de una buena película, y un acertado montaje. Un saludo y gracias por tu comentario.
Lillu: Sí, esta fue la primera de sus pelis que le dio bastante popularidad; después, en el 82, llegó Oficial y caballero y ahí fue una explosión. Un saludo, Lillu.
dani: A ver si la ves y te gusta. Creo que alguien como Schrader se lo merece, sobre todo por su faceta como guionista. Ésta de Richard Gere es un muy buen thriller, género que suele gustar, de los que más, diría yo… Un saludo, dani, y gracias por tu comentario.
Sese: Bienvenido. Es cierto, Sese, Sin aliento es otra de sus pelis conocidas de su primera etapa. Yo me quedo con ésta con bastante diferencia; me parece mucho mejor. Un saludo, Sese, y gracias por pasarte y por tu comentario. Nos vemos…

David Amorós dijo...

Hola Javi, yo recuerda verla de muy chaval y luego no la he vuelto a ver así que tengo un recuerdo muy difuso de la película, como muy hormonal y adolescente, así que no puedo opinar con seriedad. Sí que he visto otras películas del director más recientemente, como director y como guionista, y obviamente es un tipo muy interesante, aunque siempre me quedaré, de largo con su tándem con Scorsese y sobretodo con "Taxi driver". Un abrazo.

Javi dijo...

Puede aparentar eso, David, pero hay bastante más. La historia está muy lograda y el recorrido de Julian es de lo más interesante. La historia de amor me pareció muy chula; la trama policíaca, además, consigue un clímax no sólo sugerente sino de una considerable intensidad. Yo te recomendaría que la revisaras. El guión es una pasada. Está muy bien, aunque, curiosamente, en su momento no tuvo buena acogida entre la crítica por lo que tengo entendido.

Susan lenox dijo...

me gusta toda la filmografía, del director, American Gigolo, tiene
algunas lagunas, que ahora mismo,
no podría explicar, Gere es un excelente actor , aunque peca a veces de actuar, como si tuvierá el pilóto automático puesto.

petons.

ricard dijo...

Una buena película, en la que Schrader quería imitar el estilo de su admirado Robert Bresson. Puede que por eso resulte tan sobria y pulcra cuando cualquier otro director, con el mismo tema entre manos, se habría pasado cuatro pueblos.

Por cierto, nadie ha hablado de "El placer de los extraños", que me parece uno de los trabajos más fascinantes de Schrader como director. O "Mishima"...

Sidhe dijo...

La tengo que volver a ver, muy buena reseña Javi, saludos.

ethan dijo...

También debo volver a verla, pero fíjate no me dejó ningún recuerdo claro, todo lo contrario que Midnight Cowboy, ya que la has citado, que podría describir varias escenas con cierta precisión.
Para mí, las mejores películas del director: "Posibilidades de escape" y "Aflicción".
Saludos!

deWitt dijo...

Hola: qué recuerdos que has traido con con tu peli. Hace muchísimos años que no la veo y recuerdo que en su momento me gustó. La estética, la música (ese fantástico call me) e incluso Gere.
Mencionas Aflicción, una película que me gusta especialmente, con un Nick Nolte mayúsculo y una historia hasta cierto punto sobrecogedora. Una gran película.

Enhorabuena por el post.

Saludos!!

Javi dijo...

Susan: Gere no tiene los registros de los más grandes, pero no suele estar mal nunca. En la filmografía de Schrader hay para todos los gustos; pero tiene dos o tres bastante recomendables. Un saludo, Susan.
ricard: Ya se sabe que el estilo de los europeos en general es diferente: más sobrio como dices tú. De Mishima tengo oído cosas buenas. Un saludo, ricard.
Sidhe: Puede merecer la pena. Gracias, Sidhe. Un saludo.
ethan: Hombre, Midnight cowboy es una genialidad y está un escalón (yo no diría mucho más) por encima de ésta; todo un clásico contemporáneo. Gracias por comentar, ethan.
deWitt: Sí, la estética está de lo más cuidada. Gere está muy bien en ese papel; encaja en su físico. Aflicción es la peli que más me gustó de Schrader. ½ escalón por debajo está ésta ;-) Un saludo, deWitt.

Antonio de Castro dijo...

Me ha gustado mucho el post, por el análisis de la película y el recuerdo de aquella época. También coincido en que la película más lograda de Schrader es “Aflicción”, pero diría que ésta viene inmediatamente después, y además se agradece la influencia de Robert Bresson sin caer nunca en el plagio o en el simple homenaje.
Lo de Richard Gere es un caso curioso: es un actor que parece no gustarle a nadie, y sin embargo ahí está, lleva toda su vida haciendo películas desde los tiempos ya lejanos de “Oficial y caballero”. A mí en ésta no me disgusta, desde luego está mucho mejor que haciendo de Lanzarote del Lago en “El primer caballero”… No sabía que hubieran barajado a Travolta como protagonista, quizá habría sido un buen actor para ese papel.
Un saludo.

Worc dijo...

Hola Javi!!! a mi de primeras estas pelis ochenteras me hipnotizan por su estética y sus contextos urbanos de decadencia que se mezcla con opulencia de unos pocos. Me ha gustado que introdujeras la comparación con Cowboy de medianoche, que aunque son películas muy diferentes si que nos muestran dos personajes análogos que reaccionan de manera desigual. Richard Gere en general suele gustarme más en sus inicios, como creo que le pasará a mucha gente, las cintas que realizó dejaron interpretaciones muy sólidas en películas más o menos memorables pero siempre destacadas desde mi punto de vista. Creo que el tema de los gigolos es un tema poco explotado en cine y que daría para buenas obras sin dudas.

Un abrazo.

Mario dijo...

Me parece una muy buena película si bien ya casi la tengo olvidada porque la vi hace muchos años. Junto con "reto al destino" son las más famosas interpretaciones de Gere que en ese entonces destacaba físicamente. No me imagino a otro en el papel, ni siquiera a Travolta, creo que Gere le da un sentido de humanidad al personaje que a pesar de su condición resalta con otros atributos como la mencionada inteligencia. Lo que recuerdo es que hay un tono un poco a manera de verlo con cierta condescendencia, lo cual no es malo pero se hubiera esperado mayor equilibrio. Un abrazo.

Mario.

Javi dijo...

Antonio: Coincido. Gere no está mal en ésta. En El primer caballero está demasiado artistiña; curioso lo de esta peli: es mala, pero no te aburre; pero todo en plan peli de sobremesa que ponen en tv. También coincido en la valoración que haces sobre Aflicción, su mejor peli; un gran drama. Bueno, Antonio, gracias por tu comentario. Nos vemos.
Worc: También coincido contigo en que este tema no ha sido demasiado explotado, o al menos esa es la impresión que tengo; es interesante. Hay muchos tipos de prostitución masculina y el retratar esos ambientes puede dar juego para todo tipo de géneros. Hasta se podría hacer una comedia ;-D Gracias por pasarte, Worc.
Mario: De acuerdo en lo que dices, Mario. Creo que es condescendiente porque en este caso juzga al personaje; el director le pone la etiqueta de bueno y eso no tiene porque ser malo. En un tipo de peli como ésta, además, eso resulta un contraste interesante…ir descubriendo que el tal Julian es un tío que merece la pena y al que no le interesa tan solo lo material y una posición privilegiada en ese mundillo (con la inestimable ayuda del amor), que, después de todo, no deja de ser sórdido, aunque en ciertos ambientes de lujo y maneras delicadas se atempere. Un saludo, Mario. Gracias por pasarte.

Outsider. dijo...

muy buen post un saludo Javi aunque no he visto la película

Javi dijo...

Te la recomiento, Outsider; creo que te podría gustar. Un abrazo.

J. G. dijo...

la vimos en su día, todos, creo

Javi dijo...

Ah!

ATTICUS dijo...

No me gusto nada ,el tema si,el director bueno,sobre todo "Afliccion" que es la mejor de el.
Y es que Richard Gere es de los actores menos expresivos de la historia del cine,todo el es belleza y punto y en eso se ha basado su filmogafia.Travolta seria mucho mas creible seguriiisimo.
Y lo que mas me gusto de la peli
es sin duda la bso de Giorgio Moroder que ya habia ganado el Oscar por Cowboy de Medianoche.
Chao Javi.

Javi dijo...

Siento mucho discrepar totalmente de ti en este caso, ATTICUS. A mí me parece un peliculón con un guión excelente y muy bien llevado; la manera de retratar ese mundo es una pasada... y Gere no es una maravilla, pero hay pelis en las que resulta. Después de todo hay estrellas que a mí, personalmente, me parecen mucho peores interpretando. No pasa nada, discrepancia de pareceres, tan sólo. Un saludo, amigo.

Ariadna dijo...

Hola Javi, no he visto la película. No sabía que el argumento tenía un fondo romántico, eso me gusta más que si fuera un retrato medio sórdido y sin moral, que es lo que yo pensé que era. A mí sí que me gusta Richard Gere, no lo veo mal actor, también creo que hay otros mucho peores. Y en esa época estaba guapísimo... Personalmente me encanta Oficial y caballero, esa peli que todos odian. Supongo que es por la época ochentera, pero vamos, que después la he visto más veces y me ha seguido gustando, así de rara soy. Saludos!

Ah, Cowboy de medianoche es un peliculón, maravillosos John Voight y mi querido Dustin Hoffman.

Javi dijo...

Hola, Ariadna. Tiene romanticismo en la relación de los protas, pero hay un componente oscuro, aunque sin llegar a la sordidez ni a historias demasiado raras.
Opino como tú acerca de Richard Gere, menos en lo de que es muy guapo ;-P
Un abrazo.

VASF dijo...

Hola Javi, después de unas relajantes vacaciones y de comprobar que otra vez siento frío en verano en Galicia, me vuelvo a reenganchar al asunto, comprobando que tu blog no para de evolucionar hacia una estética muy sugerente. Me alegro de comprobarlo y poder disfrutarlo, buen agosto, vasf

Javi dijo...

Hola, VASF, amigo. Una alegría saber de ti. Ya sabes como es Galicia. Los primeros 20 días de Julio han sido un desastre, pero ahora llevamos más de una semana que tenemos buen tiempo. Incluso el agua está buena. Yo pillo ahora vacaciones y supongo que entraré por el blog algo menos, pero algo iré entrando, supongo. Bueno, espero que todo bien y que sigas escribiendo críticas en tu blog, escritos que ya sabes que me parecen estupendos. Te seguiré leyendo, VASF, como hasta ahora. Un saludo y gracias por tus amables palabras... palabras de amigo :-)